Como parte de los lineamientos dados por el presidente de la República, Nayib Bukele, la Dirección General de Centros Penales (DGCP) destinó a 300 privados de libertad del Centro de Detención Menor La Esperanza, para apoyar en labores de remoción de escombros en el deslave en el municipio de Nejapa.

Los internos en fase de confianza, también estuvieron trabajando en la adecuación, mantenimiento y limpieza de los centros escolares que funcionan como albergues para las familias afectadas.

La institución trabaja de forma articulada con el ministro de Gobernación y presidente de la Comisión Nacional de Protección Civil, Mario Duran y otras instituciones que han estado trabajando en la emergencia.

Con la ejecución del Plan Cero Ocio, el cien por ciento de los internos participan en actividades productivas y de servicio a la sociedad, entre estas, deporte, religión, arte y cultura, formación laboral, educación formal (comprende: alfabetización, lectura comprensiva, lenguas modernas, entre otros) relaciones familiares, y trabajo comunitario.

Los privados de libertad han recibido capacitación para realizar labores en diferentes instituciones públicas, hospitales nacionales, centros escolares y comunidades, construyendo, rehabilitando espacios, pintando, limpiando y renovando las partes que se encuentran en deterioro.

Comparte:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on TumblrShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someonePrint this page